9 ene. 2010

Cortita

Nunca me imaginé que a los 22 años, iba a tener que tolerar tanta bardeada en la cara. Aunque creo que la merezco, no tengo idea hasta cuando la tolere (reconozco mis errores pero no soy idiota).
Sobre todo cuando llego al boiling point (o punto de hervor, por si no la cazaste..): que alguien menor a mi, mucho menor, me critique mi manera de ser y de actuar.
Primero me sorprende que nuestra cama sea tan grande como para albergar a mas de dos personas y a mas de dos opiniones. Segundo, al son del himno de aquellos que tenemos rapida combustion "PACIENCIA MARTÍN, PACIENCIA MARTÍN, PACIENCIA MARTÍN", trato de calmar la fiera interna para tirar un par de palabras libres de enojo, colesterol y grasas trans. Acto seguido me propongo a dar el tercer topico en esta idea de descargo solitario:
-Pf, sabes qué? Mejor callo.
Dicen que el que calla otorga; yo te diría que por el momento otorgo... solo por el momento..

No hay comentarios: